¿Cómo diferenciar la depresión de la tristeza?

¿Cómo diferenciar la depresión de la tristeza?

0 1367
Depression

Ligados aparentemente presentan importantes diferencias que será preciso determinar, para saber si la persona necesita asistir a una consulta médica.

Diferencias entre tristeza y depresión

La confusión surge por la conocida expresión “estoy deprimido”, que se utiliza habitualmente cuando se quiere hacer referencia a un estado anímico de gran tristeza. Es importante reconocer a tiempo las características de cada uno, determinado por expertos psicólogos en Bilbao que reconocen las principales causas de depresión.

La diferencia reside en el concepto que explica la depresión como la manifestación de un proceso de abatimiento, que se convierte en un trastorno permanente o transitorio en relación con el estado de ánimo. El malestar que provoca la tristeza en algunas personas puede confundirse con depresión y más aún, cuando el profesional no diagnostica correctamente este estado y se trata en la consulta como una depresión. La tristeza es un sentimiento pasajero originado por un suceso negativo, que produce insatisfacción en la persona con tendencia al llanto.

Los pacientes con una gran tristeza manifiestan un proceso de abatimiento, que lleva a la sensación de infelicidad pero no provoca un trastorno como la depresión.

¿Cuándo acudir a la consulta?

Los problemas económicos, pérdida de familiares, situaciones amorosas y otras circunstancias llevan a sentir tristeza, pero no desencadenan en estados depresivos. En algunos pacientes estos hechos pueden ser el comienzo de la depresión, que deberán evaluar los psicólogos especialistas a partir de las causas. Conocida como una enfermedad que puede originarse por distintos factores:

ü  Causas hereditarias: cuando existen antecedentes familiares que muestran una tendencia dentro del núcleo familiar para padecer depresión.

 

  Causas fisiológicos: son producidas por alteraciones del sistema nervioso, que se relacionan directamente con la función que cumplen los estimuladores del sistema, también conocidos como neurotransmisores.

 

ü  Causas sociales: el sentimiento de aislamiento o soledad puede transformarse en una causa de esta enfermedad, especialmente en casos de malas relaciones con el entorno.

 

ü  Causas físicas:  la mayoría de los países que reciben escasa luz solar, presentan mayores riesgos de depresión en sus habitantes.

 

El momento de acudir al psicólogo será cuando se presenten auténticos síntomas de depresión, que se diagnostican después de unas dos semanas donde la persona manifiesta pérdida de interés, falta de voluntad, cansancio permanente o incluso llanto en los niños. También se tiene que considerar aspectos como la pérdida de peso o disminución de la capacidad para el placer, agitación, insomnio, sentimiento de culpa excesivo, falta de concentración y principalmente pensamientos de muerte recurrentes.

ARTICULOS SIMILARES