¿Todavía no conoces los nuevos parches reductores body wrap?

¿Todavía no conoces los nuevos parches reductores body wrap?

0 1598

El wrap corporal, mejor conocido como body wrap, es un parche reductor que se combina con unas telas aderezadas con una fuerte fórmula botánica que sirve para tensar, limitar y a fortalecer la piel en a penas 45 minutos. Conviene para reducir el aspecto de la celulitis y la flacidez. Los parches adelgazantes están hechos por la empresa estadounidense It Works, y son llevados en España mediante distribuidores independientes.

¿Cómo se usan?

Para el uso del parche, se abre el aplicador y después se comienza a despegar. Una vez terminado, se debe aplicar en la zona la crema, pegándose esta en la zona del cuerpo en la cual se pretenden obtener resultados, que debe ser siempre un punto por debajo de la cara. La primera vez, debes poner el body wrap en contacto directo con la piel al menos 45 minutos, pero tampoco más tiempo, y quitártelo para tirarlo.

Los parches reductores cuando se aplican sobre la piel, no solo te hacen perder agua sino que además tienen la capacidad de hidratar y reducir el área, junto a estos efectos también hay que señalar que nutre perfectamente la piel tratada Esto propicia que los efectos sean mucho más prolongados en el tiempo. Gracias a los ingredientes de esta clase de parches, los resultados se producen perfectamente para poder hidratar la piel en una profundidad plena y, avanzando más allá de este fin, son capaces de limitar la generación de la celulitis, redefiniendo poco a poco todo el contorno de nuestro cuerpo.

Ingredientes y composición

Todos los ingredientes que contienen los parches reductores body wrap, están definidos y estandarizados como los ingredientes botánicos más eficientes del mercado y son productos que son generadores, no destructores, y que siempre que se usen corresponderán al darte los resultados óptimos que el cuerpo necesita en apenas 45 minutos de aplicación. La siguiente manera a la que debemos optar para una evolución progresiva y correcta, nos debe llevar de 72 en 72 horas, lo que da pie a algunos tratamientos más equilibrados. En lo que se muestra a través de los resultados, dejan patente su durabilidad y su margen de mejora en la zona si hemos comido mal o hemos dejado de practicar los ejercicios que haciamos con mayor regularidad. Se puede completar su función con otros productos como un gel definidor que puede lograr, al igual que los parches, que la textura mejore y la piel deje de estar excesivamente tirante.

¿A qué esperas? Únete al movimiento wrap!

ARTICULOS SIMILARES